Barcelona dará licencias de obras en 60 días ‎

Publicado: 06 Octubre de 2011

A partir del próximo 3 de octubre el Ayuntamiento implantará un nuevo sistema de gestión de licencias urbanísticas, con el que se pretende reducir la burocracia y recortar a la mitad el tiempo de tramitación atribuible a la administración. La intención es simplificar los procedimientos, que se podrán gestionar a través de internet, y unificar criterios en todos los distritos. Según explicó ayer el teniente de alcalde de Hábitat Urbano, Antoni Vives, la licencia de obras mayores se podrá autorizar en un plazo máximo de dos meses o en tres, en casos especiales. La mayoría de las rehabilitaciones menores se podrá resolver vía comunicación.

Actualmente, el Ayuntamiento tarda entre 90 y 120 días de media en conceder un permiso de obras menores, entre 120 y 160 días en el caso de las obras mayores y entre tres y cuatro meses para una licencia de primera ocupación. Con el nuevo aplicativo informático, los plazos se reducirán considerablemente porque muchas de las obras consideradas antes de gran envergadura pasarán a incluirse en la categoría de menores, que contará a su vez con tres tipos de licencia diferente. Así, necesitarán un permiso de "comunicado diferido de reforma o rehabilitación" aquellos trabajos importantes que antes estaban calificados como obras mayores y que a partir de ahora se podrán empezar a ejecutar en el plazo de un mes.

Mientras el resto de obras menores –cambio de azulejos o pequeñas reformas domésticas– se continuarán gestionando a través de enterados o con licencias de "eficacia inmediata", para las que bastará sólo la comunicación previa a la administración. Con la nueva ordenanza, y partiendo de los permisos concedidos en los tres últimos años, se podrán tramitar 807 licencias de obras mayores y 36.345 de obras menores al año.

En el caso de los permisos para obras mayores y menores de comunicado diferido, el nuevo sistema electrónico comportará una serie de modificaciones administrativas con las que se quiere agilizar su resolución.

En este sentido, hoy se cerrarán acuerdos con los colegios de ingenieros, aparejadores y arquitectos para que previamente al proceso de tramitación de la licencia revisen y validen toda la documentación que aporten los ciudadanos.

Los colegios profesionales serán los encargados de elaborar el denominado informe de idoneidad técnica –de carácter obligatorio– que verificará que la documentación está completa, que la estructura del proyecto es correcta y que se cumple la normativa aplicable a las obras. Una vez revisada se enviará al servicio de Urbanismo, que sólo deberá comprobar y confirmar que se ajusta a la norma municipal. Vives destacó ayer la colaboración con los colegios profesionales, a quienes se les abonará entre un 20% y un 30%, aún está por determinar, de la recaudación global de la tasa de servicios urbanísticos que paga el ciudadano por la ejecución de las obras. Con todo, advirtió que esto no afectará al bolsillo de los barceloneses.

De esta manera, y trasladando parte del trabajo a los colegios profesionales, según explicó Vives, "los técnicos municipales podrán dedicarse a labores de inspección en vía pública". "Los primeros meses fijaremos nuestra atención en aquellos ámbitos donde se cometan irregularidades. Pero esta iniciativa parte de la confianza mutua entre ciudadano y administración", refirió. El concejal también anunció que en breve se trabajará en un sistema similar para la concesión de licencia de actividades. No descartó modificar cuestiones de la actual normativa.

La Vanguardia

Pedir Presupuestos


¿Necesitas Aparejadores y arquitectos técnicos en Barcelona?

  1. Rellena el formulario.
  2. Las empresas de Aparejadores y arquitectos técnicos te contactarán.
  3. Te enviarán presupuestos de Aparejadores y arquitectos técnicos y tú eliges.

Ver presupuestos de Inspección Técnica de Edificios (ITE) en Barcelona

  • aparejador barcelona 935149502